Biografía de Guillermo Prieto

Tenía 79 años (1818-1897). Guillermo Prieto fue un poeta, dramaturgo, periodista y político mexicano. Sus obras reflejaron la coyuntura política y social de su tiempo y estuvieron atravesadas por el proceso que desencadenó en la afirmación de la independencia de su tierra. Su trabajo realizó un valioso aporte en la construcción y organización de la República de México y resultó crucial para la causa de la Reforma. Legó una vasta producción literaria que es parte fundamental de la tradición artística del país. Fue columnista del periódico El Siglo XIX por más de 50 años. Utilizó singulares seudónimos para sus publicaciones: Pollino, Don Toribio, Tío Camorra, Fidel y Zancadilla, entre otros. Se ganó el mote de “poeta nacional”. Fue diputado y senador por el Partido Liberal. Se desempeñó como ministro de hacienda en varias gestiones y en la cartera de relaciones exteriores. Creó academias de literatura y periódicos. Fue un acérrimo crítico de la dictadura de Antonio López de Santa Anna. Fue perseguido y se tuvo que exiliar por apoyar a Benito Juárez. Evitó el asesinato del presidente Juárez, interponiéndose entre él y su agresor.

10/02/1818

Nació en la Ciudad de México. Se crio en la casa de sus abuelos, en las cercanías del Castillo de Chapultepec, en la calle Portal de Tejada, y en el Molino del Rey, establecimiento que su padre administró.

1820

Se casó con María de los Ángeles Caso Franco, con quien tuvo 4 hijos.

1831

Quedó huérfano. Su padre murió y su madre padeció locura.

Tras quedar huérfano fue el protegido del político conservador Andrés Quintana Roo, ministro de justicia del presidente Santa Anna. Lo ayudó a terminar sus estudios y lo animó a estudiar inglés, matemáticas y gramática.

Trabajó en la aduana y en un comercio de indumentaria antes de dedicarse por completo a la política y la literatura.

1833

Compuso su primera obra que se publicó en las puertas de las iglesias, conformada de versos por encargo, que aludieron a la epidemia de cólera que afectó a la ciudad por aquellos años y de la cual su hermano se salvó milagrosamente.

Fue columnista del periódico El Siglo XIX. Escribió una columna semanal: Los San Lunes de Don Fidel, en la cual abordó los hechos políticos, religiosos y sociales de su tiempo y que le granjeó fama y fieles seguidores.

En su prolífica obra se destacaron los títulos: Viajes de orden suprema (1857), Viaje a los Estados Unidos (1878), Versos Inéditos (1879), Musa Callejera (1883), Romancero nacional (1885), Memorias de mis tiempos (1906).

1845

Creó el periódico satírico Don Simplicio, con su colega Ignacio Ramírez, alías el Nigromante. La publicación tuvo que cerrar un año después de su creación por presiones políticas.

Colaboró en la publicación El Monitor Republicano.

1846

Se unió a la defensa del ejército liberal durante la primera intervención de Estados Unidos en México. Un conflicto que finalizó dos años después de comenzado y que fue un rotundo fracaso político para México porque le cedió más de la mitad de su territorio a Estados Unidos tras su derrota.

1854

Apoyó el Plan de Ayutla que tuvo como principal misión ponerle punto final a la dictadura de Santa Anna y por este motivo pasó un tiempo de destierro.

1856

Fue elegido diputado por el estado de Puebla y el Distrito Federal.

Actuó como ministro de hacienda del presidente Benito Juárez y aplicó las leyes de la Reforma.

1857

Fue constituyente y colaboró en la elaboración de la constitución del año 1857.

1858

Evitó el magnicidio del presidente Benito Juárez, de quien fue su ministro de hacienda. Durante una reunión de gabinete, un oficial traidor, irrumpió en dicho encuentro con la misión de matarlo. Él se interpuso, y según contaron testigos, gritó: “los valientes no asesinan, si quieren sangre tomen la mía, pero no toquen al presidente". El oficial se retiró sin provocarle daño alguno a Juárez.

1876

Desplegó el cargo de ministro de relaciones exteriores durante la presidencia de José María Iglesias.

02/03/1897

Falleció en Tacubaya, en la Ciudad de México. Los últimos años de su vida vivió en la ciudad de Cuernavaca y estuvieron signados por una débil salud y por la falta de visión que por supuesto resintieron su labor literaria y política. Lo acompañó hasta sus últimos días, su segunda esposa Emilia Golard.

Sus restos descansan en la Rotonda de las Personas Ilustres, un espacio que fue creado en 1872 por iniciativa del presidente Sebastián Tejada, adentro del Panteón Civil de Dolores. En este lugar reposan los restos de todos aquellos habitantes del país que efectuaron contribuciones inolvidables que engrandecieron y solidificaron la república.

Autor: Redacción Quien.NET.

> Historia - Siguiente >>

Escriba un comentario

Haga un aporte, crítica o pensamiento. Moderamos todos los comentarios, y su email no se comparte ni publica, como debe ser.